Esposar y detener a una manifestante es abusar de la ley y está fuera de lugar

06 septiembre 2012

El Sindicato de Enfermería SATSE condena el abuso de la autoridad que supone esposar a esta médico del hospital de referencia

La Policía Nacional ha detenido esta mañana a una manifestante contra el párking de pago de Son Espases por no querer identificarse. El sindicato de enfermería, presente en todo momento, considera que el trato de la autoridad ha sido excesivo y ha estado fuera de lugar, un abuso en toda regla.

Al finalizar la manifestación, cuando la doctora Esther Montoliu ya se retiraba para irse a trabajar, la policía la ha interceptado cerca de la entrada del aparcamiento de los trabajadores. En ningún momento estaba colapsando el acceso como ha manifestado la Policía Nacional en un comunicado, es más, resulta absurdo que una persona sola ni siquiera lo pretenda. Frente a la negativa de identificarse y aludiendo que se iba a trabajar, la Policía ha esposado y detenido a la manifestante alegando desobediencia y la han trasladado a la comisaría. La manifestante en ningún momento se ha apeado en ninguna rotonda buscando crear un caos circulatorio, simplemente se ha salido del cordón policial bajándose de la acera. SATSE, testigo de los  hechos, confirma que la doctora Montoliu no ha obstaculizado el tráfico ni impedido el acceso al hospital como explica la Policia.

 El sindicato de Enfermería considera este trato vejatorio, injusto y excesivo. SATSE recuerda la buena marcha de la manifestación tanto de hoy como en las concentraciones siempre pacíficas que la han precedido.

 El sindicato de Enfermería quiere mostrar todo su apoyo a la doctora Montoliu. Hoy, a las 13,30 horas, los trabajadores se concentraran en rechazo a este claro abuso de poder a las puertas de Consultas Externas de Son Espases.